http://www.mujersisimas.com/index.html      

Regístrate GRATIS para recibir nuestro boletín por email y declárate toda una Mujersísima.

 
 
0 0 0 0 0 0 0 0 0 0
 

Mis deseos para ti en este transformador año 2012

 

¡Hola mujersisíma!

Un nuevo año acaba de llegar y será ¡estoy segura! el mejor año de tu vida, de la mía y la de todas las mujeres que tengamos el valor de vivir con bienestar. El 2012 viene cargado ¡de magia!; será un año con infinitas posibilidades de transformación, y hoy con mucho entusiasmo comparto contigo mis deseos, para que transcurras por él ¡despierta!. Me emocioné ¡tanto! al estarlos escribiendo. . . pues tengo que confesarte, que la carita de mi nieta de tan solo dos añitos, se entreveró entre cada uno de ellos. Este blog es para ti Luciana, y para todas las mujeres que coincidan en él.

De todo corazón deseo que renazca en ti el milagro de saberte la alfarera de tus días y tomes la total responsabilidad de tu vida y tus asuntos.

Deseo que aprendas a diferenciar lo que te corresponde y le des a los otros la libertad de ser. Deseo también que sepas que cuando a los demás les dices ¡no!, a ti te estás diciendo ¡sí!.

Deseo que comprendas que todo lo que tienes en este momento de tu vida, tu misma lo escogiste. Una de las más grandes enseñanzas que he recibido, fue aceptar que la vida que tengo yo misma la diseñé antes de nacer. Saber que yo negocié con Dios todo lo que soy, lo que fui y lo que seré, le a dado sentido y dirección a mi existencia.

Deseo que te vistas de hechicera cada mañana y salgas al mundo sabiendo que a través del agradecimiento, tienes el poder de manifestar todos tus sueños; la gratitud es la energía más elevada del Universo; todo es energía, haz que la tuya vibre en su más alta frecuencia; el miedo, la culpa, son las que más bajo calibran, ¡bórralas de tu escala!.

Deseo que recuerdes que lo que pienses, hables ó hagas a tus semejantes, se te regresará más temprano que tarde. ¡Ten muy presente esta ley!.

Deseo que recuerdes que Dios vive en ti. Deseo que lleves tatuado en tu memoria esto: eres la hija más amada de Él y todo lo que te suceda será ¡perfecto!, lo bueno y lo malo también. La vida jamás se equivoca, no existen las casualidades, nada es al azar. Todo tiene una razón de ser, a pesar de que nuestra parte humana no lo alcance a ver.

Deseo que vivas el principio de que todos somos Uno. Lo que hagas o dejes de hacer afectará el alma de tus más cercanos y también de los que no conoces.

Deseo que perdones y te perdones ¡siempre!. El resentimiento es el peor de los venenos y el inicio de graves enfermedades.

Deseo que no te canses de buscar el porque y el par qué de tu andar por esta tierra; y que ¡jamás! ¡jamás! dejes de moverte; pase lo que pase, ¡no pares!; "just keep moving".

Deseo que desees vivir con pasión tu jornada y que la vivas como si fuera la única que tienes; y deseo que ésta sea muy larga, llena de grandes aventuras e intensas carcajadas.

Deseo que no olvides que tan solo cambiando tu percepción del mundo, el mundo cambia.

Deseo que vivas a tu aire, deseo que no vivas la vida de nadie, es preferible que te tachen de "loca o irreverente", a ser la copia exacta de alguien más.

Deseo que sin pensar tanto, digas a todo que ¡sí!. Así como tu corazón que siempre te ha dicho ¡sí!; lo a hecho desde que estabas en el vientre de tu madre y lo sigue haciendo las 24 horas del día, los 365 días del año ¡sin parar ni un solo instante!; lleva, regresa y oxigena tu sangre para mantenerte viva. María dijo ¡sí! ¡y nació Jesús!. Ella es tú corazón.

Deseo que intentes permanecer más en el aquí y el ahora, y mucho menos en ese ruido mental que te aleja de estar presente, en ese Presente Eterno, en donde se construye todo lo que es de Dios.

Deseo que respires con menos prisa; deseo que tus respiros sean más largos y más profundos.

Deseo que aprendas a meditar y descubras que al hacerlo "te editas" en tu versión original, en tu estado más sublime.

Deseo que te mantengas siempre con los pies en la tierra y la mente en las estrellas.

Deseo que un día te asombres al darte cuenta que eres un espíritu en un cuerpo físico.

Deseo que trates de enfocarte más en lo bueno y en lo que sí tienes y mucho menos en lo que no te gusta; en lo que te hace falta.

Deseo que disfrutes más y cuestiones menos todas las sorpresas del día a día.

Deseo que sueltes el control de tu agenda cotidiana y viajes por periodos más largos de copiloto de Dios.

Deseo que recuerdes que es a través de tu discurso como vas creando tu destino, (lo que es adentro es afuera). Deseo que sepas que tuya es la autoría de tu rol en este mundo, por lo tanto deseo que tu guión sea siempre. . . ¡Positivo! ¡Alegre! ¡Compasivo! ¡Generoso! ¡Amoroso! ¡Virtuoso!.

Y ya casi para terminar deseo que pongas mucha más atención a todas las leyendas escritas en letra chiquita y deseo que las escribas ¡bien grande! en el pizarrón de tu mente: "ÉSTE PRODUCTO PUEDE SER NOCIVO PARA SU SALUD", COMA MÁS FRUTAS Y VERDURAS. HACER EJERCICIO PUEDE SALVARLE LA VIDA. . . Deseo que cuides tu cuerpo como un templo sagrado. Deseo que sepas que nadie lo cuidará por ti. Tu cuerpo es el hogar de tu mente, de tu alma, de tu espíritu. En él habita Dios, ¡recuérdalo!.

Y por último querida mujersisíma. . . Deseo que siempre recuerdes esto: La diferencia en tu vida lo harán tus decisiones, y aún así no te preocupes de tus equivocaciones, lo más importante no es cómo hayas comenzado tu viaje, lo realmente valioso será cómo lo termines…

Hago una reverencia a tu Luz que es también mi Luz…

¡Un abrazo hasta el cielo!

Lizbeth

11:11